18.10.06

Historias de Disney


Autora: Sarah Heller, con ilustraciones de Disney Storybook Artist. Editado por Grupo Editorial Norma, año 2002.

Aquellos personajes de las películas de Disney recordados por todos –Tarzán, Aladino, 101 Dálmatas- y aquellos nuevos personajes que apuntan a convertirse en clásicos –como Buzz Lightyear-, se convierten en este libro, en protagonistas de pequeñas historias poco o nada relacionadas aquellas versiones que los hicieron famosos en el cine.
Aquí Buzz Lightyear tiene la misión de rescatar a la vaquerita Jessie –también heroína en el film Toy Story 2- quien se encierra en una caja de libros viejos, al no sentirse capaz de adaptarse a su nuevo entorno de amigos, sin saber que esa caja está destinada al desván y este error, la separa de todos los juguetes de la habitación de Andy. Para ir en su ayuda, Buzz busca apoyo en el ejército verde de los soldaditos de plástico, el caballo Tiro al blanco, Hamm el cerdito alcancía y Rex el dinosaurio para subir a lo alto de la casa y traer de nuevo a Jessie, sana y salva. La vaquerita, al descubrir lo mucho que la quieren estos juguetes que apenas la conocen, se siente feliz de conocerlos y de que sean sus nuevos amigos .
Una pequeña anécdota en la vida de los “101 Dálmatas” se relata en el segundo cuento de este libro, aquí los cachorros quedan al cuidado de su Nanny, quien los lleva al parque pero pierde a uno de ellos, Lucky, cuando este, persiguiendo una mariposa, cae tras un muro y va a parar a un carro de bomberos que aleja de sus hermanos. Pero este perrito afortunado, como lo indica su nombre, logra bajar del camión, luego escapa de las manos de una niña que quiere usarlo de muñeca y finalmente, cubierto de lodo vuelve al parque pero la Nanny no lo reconoce, de modo que el cachorro se baña en una fuente para que sus manchitas características de dálmata y la Nanny descubra en él, el cachorro que le falta.
“Volando por la selva” es el cuento que tiene por protagonistas a Tarzán y a su mejor amigo, el gorila Terk, quien ha tenido un rol decisivo en todo el crecimiento de Tarzán al ayudarlo a sobrevivir, a respetar su entorno, la vida de los otros animales y el bienestar que la naturaleza puede brindarle. Ambos recuerdan la niñez de Tarzán y como él aprendio de Terk a compartir la comida, a volar de árbol en árbol por la selva y a ser tan veloz como un gorila y para celebrar tantos años de amistad, repiten el rito de compartir sus plátanos.
Aladdín y su mono Abú, dan vida a una historia que se llama “La aventura de Abú” donde el hábil y gracioso amigo es secuestrado por un mercader que lo lleva a hacer malabares con manzanas en una exhibición callejera, cuando Aladdin descubre que su amigo no está con él convoca al genio y este le dice que un mono muy parecido a Abú ha sido visto actuando en el mercado; para rescatarlo, ambos volarán en alfombra mágica y salvarán a Abú de convertirse en un mono acróbata de show.
La Sirenita, forma parte de una aventura que se llama “Ariel y la carrera de los caballos de mar” aqui la Sirenita desafía la orden de su padre el rey Tritón del mar, quien quiere impedir que su pequeña princesita forme parte de una carrera de caballos de mar a la que considera muy peligrosa. Pero la Sirenita tiene otros planes, y con la ayuda de un pez de coral, Flounder, descubre que la forma de participar en la carrera es disfrazada de varón y por supuesto, gracias a la velocidad de Stormy, su valiente caballo de mar, Ariel gana y su padre, lejos de enojarse con ella, reconoce que estas carreras no sólo son buenas para las niñas, sino que además son divertidas y por eso, no debían estar prohibidas para nadie.
Mowgli y Baloo, los inseparables amigos de “El libro de la selva” vuelven a la carga con una aventura especial, esta vez Mowgli ha dejado la selva y vive en una aldea con una familia que lo adopta y su pequeño hijo, pero Mowgli extraña la selva y siempre piensa en su amigo el oso, por eso sueña con cruzar el río y volver a verlo. Ese sueño se cumple una noche, en que Baloo viene a buscarlo, pero dos niños más –Shanti y Ranjan- van detrás de ellos por el río y se pierden en la selva, para desesperación de los aldeanos que han perdido a tres de sus niños. Cuando todos se juntan en la selva, Baloo el oso y Bagheera, la pantera, son los encargados de proteger a los tres pequeños de cuanto peligro se cruce en su camino y al fin, Mowgli descubre donde está su lugar y regresa a casa, pero sus pares humanos descubren también cuáles son los sentimientos del niño respecto del lugar que fue su primer hogar y entonces, se le concede el permiso para cruzar el río e ir a visitar a Baloo y Bagheera cuando los extrañe. En suma,“Historias de Disney” presenta un conjunto de cuentos divertidos, con personajes reconocidos por los niños, eficaces para cualquier momento de relajante lectura: un viaje, una sala de espera e incluso para la hora de irse a dormir.

1 Comments:

Anonymous montselaflaca said...

las lecturas que hay aqui son muy bonitas

6:09 p.m.  

Publicar un comentario

<< Home